No hay daño cerebral demasiado pequeño para ser ignorado, ni demasiado grande para perder la esperanza

9 años y un dia

5 de junio del 2015, 6 de junio del 2024, 9 años y un dia ha durado nuestra condena de tenerte lejos de nosotros. Tantas cosas han pasado que parece mentira, son como un mal sueño. Pero por fin te vamos a tener aquí al ladito nuestro y en tu tierra. Mucha gente me pregunta por qué la llamo «La guerrera silenciosa» creo que sobran explicaciones, ha demostrado aferrarse a la vida como nadie, ha demostrado que querer es poder y sigue haciéndolo, siempre en silencio. Por eso es «La guerrera silenciosa». Dentro de esta historia hay otra personita que ha estado siempre a ahí, luchando, apoyando y ayudando en lo que podía dentro de sus capacidades. Nació un 6 de marzo del 2009, y la vida en el 2015 le arrebato a su madre de la forma más cruel que uno se pueda imaginar. Ese dia se le arrebató la infancia, pero lejos de achicarse, planto cara a la vida y nunca se rindió. Incluso cuando yo desfallecía, ella estaba ahí para hacerme levantar y seguir hacia adelante. Sé que estas palabras pueden parecer prepotentes viniendo de su padre, pero os aseguro que nada más lejos de la realidad. Sé que esta experiencia la ha curtido como a nadie, sé que le servirá para un futuro y para nuevos desafíos que la vida le pueda poner en su camino. Se ha forjado a hierro y fuego, es diferente a los demás y mucha gente me dice: «es que tu hija es diferente». Profesores, amigos, conocidos, etc. Todos coinciden en que mi princesa Espartana es diferente. No he visto una muestra de amor tan grande de un hijo hacia su madre como el que ha demostrado mi Espartana. Ahora 9 años y un dia después miro hacia atrás y veo a las personas que se han quedado por el camino, pero mi espartana nunca ser indio y nunca se rendirá, de eso estoy seguro. Dicen que el tiempo pone a cada uno en su sitio, y tanto. Después de 9 años sabes a quién tienes a tu lado realmente. Os aseguro que el círculo se hace muy pequeño. También tengo que decir que en ese hospital dejaremos a una segunda familia que ha estado al lado nuestro: Francesca, su primera enfermera y Paqui, la primera auxiliar que la atendieron cuando llego, Miguel que se jubiló siempre lo llevaré en mi recuerdo, una persona que se preocupó mucho por mí los primeros meses de esta nueva vida que comenzó para nosotros. Alicia, Toñi, Mar, Vanessa, Lola, Amparo, Juanjo, y tantos que no puedo nombrarlos a todos, pero que sí los llevaré en mi corazón por el amor y el apoyo que nos han dado a lo largo de estos años. Otros héroes que están en el anonimato son como no podía ser de otra manera «Mi Familia». Desde el primer momento me apoyaron hasta en lo económico. Y que decir de una de las heroínas de esta historia, Mi Madre, siempre ha estado y sigue estando ahí apoyándonos en todo, mis hermanas, 3 ángeles que siempre he podido contar con ellas, siempre. Bueno y llegados a este punto solo queda decir que a partir de hoy se abre otra nueva vida para nosotros. Esperamos que sea diferente que la que dejamos atrás. A toda la gente que nos ha acompañado en este viaje que comenzó el 5 de junio del 2015, solo me queda decirles que GRACIAS, gracias de corazón, a todos os llevaré en el recuerdo y en el corazón siempre.

Un fuerte abrazo a todos.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Suscríbete a mi blog y estarás informado de lo último que vaya publicando, no te preocupes de que no utilizaré tu correo para nada más, un gran abrazo

Loading